Tres balazos impactaron en el portón de la vivienda ubicada en Iriondo al 2400, a días de jugarse el clásico entre Newell's y Central. El mismo lugar había sido pintado en julio.

La casa de la abuela de Maxi Rodríguez fue baleada esta madrugada, a pocos días de jugarse el clásico entre Newell´s y Central.

En julio pasado la casa había sufrido pintadas amenazantes, también en la previa al partido.

Según se supo, desconocidos le dispararon al menos tres balas al frente de la casa ubicada en Iriondo al 2400.

Intervino personal de la Comisaría 13° y el gabinete de la PDI (Policía de Investigaciones).